Entrevista a la Dra. Neldy Mendoza con motivo del 14° Corso por la Vida y la Familia

0
701

La plataforma de noticias Red Vital se contactó con la Dra. Neldy Mendoza para que nos cuente un poco más, acerca de una de las manifestaciones más grandes, por la Vida y la Familia en el mundo. El 14° Corso por la Vida y la familia nació en la ciudad de Arequipa a iniciativa y promoción de la Dra. Neldy y hoy reúne a mas de 180 mil personas en una ambiente festivo que celebra la vida.

¿Cuál es el origen e impacto social del Corso por la Vida y la Familia?

En consonancia con el deseo de reparación y prevención de la fatal decisión del aborto, un grupo de arequipeños –Proyecto Esperanza-  hace 15 años, iniciaron un evento que inspire y convoque la celebración, defensa y protección de la vida humana más tierna y vulnerable: aquella recién concebida.  Sin acusar, intimidar ni confrontar podemos dar un mensaje claro y firme a todo nuestro noble pueblo “ Nosotros somos la voz de los que aún no tienen voz, ciudadanos que protegemos a nuestras mujeres gestantes,  custodios de la vida naciente, mensajeros de la cultura de la paz, ejército de valientes en medio del caos, ruido y sin sentido de este mundo”.

El Impacto del Corso por la Vida y la Familia, en primer lugar, es la preservación de nuestra especie, acogiendo la vida naciente y junto a ello dando protección efectiva a la mujer desamparada por un embarazo inesperado. En la línea de desarrollo humano, el corso por la vida genera encuentros de diálogo académico en de salud, legal, pedagógica, etc. Haciendo vigentes y aplicables a nuestra realidad los principios Bioéticos siempre relacionados con el bienestar humano, el progreso y la superación colectiva.

Y para todas aquellas personas, que en algún momento de su vida tomaron la equivocada decisión de abortar, nuestro corso, les permite conocer y recibir ayuda para su callado duelo a través de nuestros centros de Acompañamiento post aborto; ellos serán los protagonistas de un mundo  más humano.   

Como todas alegorías, mensajes, delegaciones y representaciones artísticas van en un sentido positivo, LA NATURALEZA MATERNAL resurge en las mujeres participantes y espectadoras también.

Finalmente, al ver cientos de miles unidos en una sola misión, la conciencia social se estremece y aunque sea por un instante, se cuestiona, eso es bastante, así comienzan las grandes revoluciones, y como no APELAR la voluntad humana/ciudadana hoy, que necesitamos corazones compasivos, respetuosos, atentos a la necesidad y sobre todo dispuestos. Pues nuestro corso conmueve hacia la grandeza del ser mirando de frente a los organismos nacionales e internacionales tan indiferentes y farsantes con nuestro desarrollo.

¿Qué es para usted la vida y porque defenderla ?

La vida es un DON, el primer y mayor regalo que se nos concede a través del amor fecundo de un varón y una mujer, nuestros padres. La vida es un signo esencial de existencia “ser” que de modo continuo nos invita, con sentido y propósito, al trascender “hacer”.  

Debemos defenderla, en preservación de nuestra especie, por respeto a su dignidad intrínseca y porque es la vida misma la que activa el desarrollo y movimiento de las estructuras públicas. La vida es un bien, un misterio y una promesa, cada vida contiene una misión y un aporte particular, único e irrepetible, a la historia de nuestra humanidad, teniendo vida surge la esperanza, las nuevas creaciones, la solidaridad, el esfuerzo y todas las potencias del ser humano que lo plenifican.

¿Cuáles son hoy los grandes ataques que sufre la vida humana ?

El mayor ataque es el estado, creciente, de indefensión durante las primeras etapas de existencia; amenazada por el autoritarismo ideológico que manipula a los gobiernos de turno. Hoy la vida humana está a merced de la voluntad jurídico – política, que siendo sólo medios, llamados a custodiar fines superiores de la humanidad,  hoy pretenden normar el valor y la posibilidad de ser de cada vida. 

En el ámbito personal, va surgiendo la apología del SUPER YO (narcisismo y hedonismo) como esquema totalizante de la persona.  A ello se suma el consumismo, la ambición de acumular bienes materiales en sustitución de afectos o bienes espirituales.  En el dinamismo de “vivir”, el relativismo, es decir la errónea concepción de que el mundo está hecho a mi medida, cada quien tiene su verdad y la adapto a mis intereses, resulta ser una seria amenaza; porque allí se justifican el aborto, la manipulación genética, los vientres de alquiler y la eutanasia.

Otras amenazas, a nivel de las relaciones sociales, son la materno-fobia, la fili-fobia, la superación personal que condiciona la maternidad, el desprecio del varón y su huella de paternidad,  la infravaloración del aporte a la economía sostenible siendo ama de casa, los estilos de vida contrarios a la abstinencia, la castidad y finalmente el liberalismo religioso.

Pero quizás de todo esto lo que más nos provoca perplejidad, es la pérdida del sentido común, que de modo innato preserva la propia vida; por eso vemos como trata de imponerse el libertinaje y la destrucción de la familia.

¿Qué hacer para frenar esta mentalidad antinatalista y abortista ?

Ante el espectáculo de una sociedad globalizada que se tambalea, por continuos y sistemáticos ataques contra sus principios y valores esenciales, debemos, RECONOCER que la vida humana es el primer don y derecho fundamental que la persona tiene. Y que, por tanto, debe ser respetada desde el instante de su fecundación  hasta el momento de su terminación natural. RECHAZAR cualquier atentado contra ella, en cualquier etapa de su curso. De modo especial, el aborto y la eutanasia. PROMOVER el matrimonio (varón – mujer) y la familia como las instituciones que dan origen y custodian la vida; por tanto deben ser fortalecidos por la sociedad. EDUCAR  en el valor de la maternidad y crear programas de ayuda a la mujer con embarazo en crisis o situaciones que vulneran su inmenso aporte socio-económico a partir de la crianza de los hijos. INSTALAR materias para educación de la afectividad dirigido a los niño y jóvenes.  CREAR redes de asistencia y soporte familiar continuo. DIVULGAR mediáticamente todos nuestros servicios de formación, asistencia y acogida.

“ASUMIR DE MODO PERSONAL EL COMPROMISO DE SALVAGUARDAR LA VIDA DE LA MADRE Y LA DE SU HIJO….SIEMPRE”

¿Qué mensaje le dejaría usted a nuestros lectores

Perú es una nación grandiosa, por nuestra sangre inca estamos llamados a demostrar que custodiamos la vida naciente, valoramos la maternidad y fortalecemos a la familia. Que la historia nos recuerde como pioneros en crear e instalar programas efectivos y de ayuda adecuada a la mujer en situación de vulnerabilidad,  en el momento que más ella lo necesita y que nunca le dimos la espalda a nuestros compatriotas en el vientre materno.

Deja un comentario